Cómo cocinar alcachofas

Encuentre diferentes métodos sencillos para cocinar alcachofas, preservando su agradable sabor y dejandolas con una textura tierna.

Las alcachofas toman un poco de tiempo y esfuerzo en la preparación, pero tienen un gran sabor que complementa una variedad de alimentos. No sólo sirve para acompañar muchos  platos, sino que se puede hacer de ella el mejor bocadillo.


Elegir una buena alcachofa no es demasiado difícil. Busque una que es verde, compacta y pesada para su tamaño. Usted puede reconocer su exceso de madurez si es ligeramente púrpura o comienza a florecer. Las manchas marrones en las hojas, son signos de marcas de heladas, pero no afectará al sabor.

Cómo cocinar alcachofas

alcachofas

Hay muchas maneras de cocinar una alcachofa. El método que utilice dependerá del tiempo que tiene para preparar y cocinar.

Los frutos enteros se pueden hervir o cocer al vapor. Las hojas se extraen de la base, se sumergen en una salsa o mantequilla, y después la carne de la hoja se come tirando de la base de la hoja entre los dientes. El resto puede ser eliminado y el corazón se puede comer también. El corazón es realmente la mejor parte.

Preparación para la cocción

Lavar las alcachofas con agua fría para eliminar cualquier suciedad entre las hojas. Cortar el tallo cerca de la base de la alcachofa. Usted puede utilizar tijeras de cocina para cortar las puntas afiladas de las hojas y hacer más fácil para comer.


Cómo cocinar alcachofas hervidas

Se trata de un método sencillo y se puede dejar cocer básicamente sin vigilancia la mayor parte del tiempo. La desventaja de hervirla es que se pierde parte de la nutrición y pierde un poco de sabor. Seleccione una olla suficientemente grande para contener las alcachofas en posición vertical.  Se puede añadir al agua de cocción limón o ajo  para mejorar el sabor. El tiempo de ebullición depende del tamaño, pero normalmente es alrededor de 45 minutos. Girar sobre la base en una toalla de papel después de hervir para eliminar el agua del interior de las hojas.

Cómo cocinar alcachofas al vapor

Este método es recomendado puesto que mantiene el sabor y la humedad de la alcachofa sin que se llene de agua. Colóque la parte más ancha hacia abajo en una cesta para cocinar al vapor y pongala en una olla grande llena de agua. Lleve el agua a ebullición, luego baje el fuego a bajo y cubra con una tapa durante unos 45 minutos. Asegúrese de mantener el nivel de agua necesario para evitar que se seque.

Las alcachofas estarán listas cuando un tenedor se deslice fácilmente en el centro y las  hojas  caígan levemente y se vuelvan más oscuras. Pruebe una hoja para asegurarse de que estén tiernas y cocidas completamente.

Cómo cocinar alcachofas al Microondas

Se puede cocinar en el microondas, pero como con muchos alimentos, los microondas pueden secar las hojas. Solo coloque la alcachofa preparada en un recipiente lleno de agua para microondas y cocine a fuego alto por unos 5 minutos.

Cómo cocinar alcachofas al horno

Ingredientes:ajo

  • 2 alcachofas grandes
  • 1 limón
  • 2 dientes de ajo, picados
  • 2-3 hojas de albahaca, picadas
  • 1-2 cucharadas de aceite de oliva
  • Sal de mar y pimienta fresca, al gusto
  • 1/2 taza de caldo de pollo

Precaliente el horno a 350 grados. Prepare la alcachofa cómo ya se indico anteriormente y cortelas por el centro para formar dos mitades. Luego frote inmediatamente todas las áreas  con un limón.

Enseguida mezcle aceite de oliva, albahaca, ajo picado,  jugo de limón, sal marina y pimienta fresca en un bol. Frote sobre las mitades de alcachofa y en el interior de las hojas.

Cubra el molde para hornear con aceite de oliva en aerosol para cocinar. Coloque las alcachofas en una fuente para horno.

Usted puede vertir caldo de pollo en el molde y cubrir con un papel de aluminio. Hornee durante 45-50 minutos o hasta que estén blandos y tiernos.


Articulos relacionados